Pan de muerto

Pan dulce mexicano

El pan de muerto es un bollo tipo brioche típico del Día de Muertos en México. De forma redonda, se decora con dos piezas alargadas que se colocan encima formando una cruz, estas representan los huesos de brazos y piernas, y la bola pequeña de arriba representa el cráneo. Recién sacado del horno se pinta con mantequilla fundida y se espolvorea con azúcar o una mezcla de azúcar y canela, también puede ser con semillas de sésamo.

Me recuerda mucho al Roscón de Reyes, sobre todo si lo rellenas de nata montada, como puedes ver en la imagen de abajo. Es un bollo muy rico para desayunos y meriendas.

No es difícil de hacer, en esta ocasión he hecho la masa a mano, lo puedes ver en el vídeo, pero si la haces con máquina es más fácil todavía. Es una masa fermentada por lo que hay que tener en cuenta los tiempos de levados, que son dos. Para mí no es ningún inconveniente, simplemente es cuestión de organizarse.

Durante el confinamiento de la pandemia del covid, el artista y panadero Daniel Jordà fue muy generoso y compartió en su Instagram muchas recetas, trucos y consejos, y una de esas recetas fue este pan de muerto que, después de dos años, comparto contigo. He hecho la mitad de la receta y ha salido un pan de muerto de unos 18 centímetros de diámetro.

Espero que te animes a probarlo. Te dejo primero la receta en vídeo para que veas cómo se hace paso a paso.

 

Ingredientes:

Prefermento
  • 50 g. de harina de trigo común
  • 0,1 g. de levadura seca de panadería
  • 30 g. de agua
Masa final
  • 250 g. de harina de fuerza
  • 60 g. de azúcar
  • 6 g. de sal
  • 22 g. de aceite de oliva virgen extra
  • 42 g. de mantequilla sin sal (sácala del frigorífico 10 minutos antes de utilizarla)
  • 80 g. de huevo (yo utilizo huevos L y no ha llegado a 2 huevos)
  • Todo el prefermento
  • 50 g. de leche
  • 4 g. de levadura seca de panadería (es una cucharadita de repostería colmada)
  • Ralladura de media naranja
  • 7 g. de algún licor (yo he puesto ron) o esencia de azahar
  • Huevo batido extra (no del que se añade a la masa) para pintar antes de hornear
  • Mantequilla fundida extra para pintar recién sacado del horno
  • Azúcar para espolvorear por encima

Elaboración

Prefermento
  1. Pon en un recipiente con tapa la harina junto con la levadura y el agua. Mezcla primero con una cuchara y después con la mano hasta formar una bola de masa.
  2. Tapa y deja reposar durante 6-8 horas.
Masa final
  1. Para hacer la masa a mano pon todos los ingredientes en un bol, el prefermento ponlo a cucharadas o trozos. Mezcla con una rasqueta, con una cuchara o con la mano hasta que no queden restos de harina suelta en el bol. Si haces la masa a máquina no pongas la mantequilla al principio, cuando se haya formado una bola de masa la añades poco a poco hasta que se integre.
  2. Vuelca la mezcla en la mesa y amasa un poco hasta que puedas formar una bola, no tiene que quedar perfecta, de hecho al principio será una masa pegajosa y difícil de manejar, pero no te preocupes que enseguida irá cambiando. Tapa y deja reposar 10 minutos.
  3. A continuación alterna tiempos de amasado y reposo hasta que tengas una masa homogénea, lisa y elástica. Yo suelo amasar durante 5 minutos, tapo y dejo reposar otros 5 minutos, repito estos pasos 4-5 veces. Si lo prefieres puedes amasar de una vez.
  4. Forma una bola de masa y pásala a un bol engrasado con aceite, tapa y deja a temperatura ambiente hasta que arranque la fermentación, pueden ser 45 minutos o 1 hora. Después lleva a la nevera y deja fermentar durante toda la noche. Si no quieres esperar hasta el día siguiente déjala a temperatura ambiente hasta que doble su volumen.
  5. Cuando haya fermentado corta un cuarto de masa para hacer la decoración, con el resto forma una bola, tapa y reserva.
  6. Corta el cuarto de masa en tres porciones, una más pequeña y las otras dos iguales, y forma tres bolas. Tapa y deja reposar durante 5 minutos.
  7. Para formar lo que representa a los huesos forma dos cilindros finos y alargados con las dos bolitas más grandes. Haz tres marcas afinando un poco la masa, primero en el centro y después en la mitad de cada lado.
  8. Bolea la porción grande de masa y colócala en la bandeja de horno con papel vegetal. Coloca encima los dos cilindros de masa que hemos hecho, de manera que formen una cruz. Pon la bolita pequeña arriba en el centro, justo donde se cruzan.
  9. Tapa y deja fermentar de nuevo durante una hora y media más o menos.
  10. Precalienta el horno a 180 º C calor arriba y abajo.
  11. Pinta con huevo batido y hornea durante 35-40 minutos. Si ves que se dora demasiado tápalo con papel de aluminio.
  12. Recién sacado del horno, cuando todavía esté caliente, lo pintamos con mantequilla fundida y espolvoreamos azúcar por encima, o una mezcla de azúcar y canela.
  13. Lo mejor es comerlo reciente, si no lo vas a consumir entero lo puedes congelar, este tipo de bollo dura tierno 2-3 días.
  14. Lo puedes tomar tal cual o relleno de nata montada o tu crema favorita.

Pan de muerto relleno

¡Hasta la próxima receta!

Pilar ♥

Otras recetas que te pueden interesar.

¡COMPARTE!

NO TE VAYAS SIN DEJAR UN COMENTARIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ÚLTIMOS POSTS

Descarga gratis mi ebook

Ir arriba