Lamingtons, bizcochos típicos de Australia y Nueva Zelanda

Lamingtons

Este año me uno a la celebración del Día Nacional del Lamington. Estos bizcochitos son tan famosos en Australia y Nueva Zelanda que hasta tienen su propio día, el 21 de julio.

Un lamington no es más que un bizcocho muy esponjoso cortado en cuadrados, que se baña en un glaseado de chocolate y se cubre con coco rallado. Se toma tal cual o relleno de mermelada de fresa, nata montada, o crema de limón.

Aunque existen varias versiones sobre el origen de este postre, lo que sí parece claro es que el nombre se lo debe a Lord Lamington,  gobernador de Queensland (Australia), desde 1896 a 1901.

Son unos pastelitos deliciosos así que te animo a prepararlos en casa, te van a encantar.

 

Ingredientes:

Bizcocho
  • 120 g. de mantequilla en pomada
  • 200 g. de azúcar blanco
  • 3 huevos
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • 175 g. de harina de trigo común
  • 25 g. de maicena
  • 1 y 1/2 cucharaditas de levadura química o impulsor
  • 100 ml. de leche
Glaseado de chocolate
  • 350 g. de azúcar glas
  • 60 g. de cacao en polvo puro sin azúcar
  • 20 g. de mantequilla fundida
  • 110 ml. de agua
Cobertura
  • Coco seco rallado

Elaboración

Bizcocho
  1. Precalienta el horno a 170 º C calor arriba y abajo.
  2. Bate con varillas la mantequilla junto con el azúcar hasta que tengas una mezcla cremosa y blanquecina.
  3. Agrega los huevos uno a uno batiendo cada vez, hasta que no se integre el primero no agregamos el siguiente.
  4. Añade la esencia de vainilla y bate de nuevo.
  5. Incorpora la harina tamizada junto con la maicena y la levadura química. Hazlo en dos veces alternando con la leche.
  6. Engrasa y forra con papel vegetal la base y las paredes de un molde cuadrado de 20 cm. de lado.
  7. Vierte la masa en el molde, alisa la superficie y hornea durante 30-35 minutos o hasta que al pinchar con un palillo salga limpio y seco.
  8. Deja templar en el molde, desmolda y deja enfriar por completo sobre una rejilla. Yo suelo dejarlo boca abajo para que quede lo más plano posible. Para que el bizcocho esté más estable antes de bañarlo en la cobertura de chocolate, a mí me gusta envolverlo en film transparente y dejarlo reposar durante toda la noche en el frigorífico, pero si no tienes tiempo puedes seguir con la receta.
Glaseado de chocolate
  1. Tamiza el azúcar glas junto con el cacao.
  2. Agrega la mantequilla fundida. Yo la fundo en el microondas a intervalos de 20-30 segundos removiendo cada vez para que no se queme.
  3. Vierte el agua, que debe estar caliente. No la eches toda de una vez, reserva un poco y remueve con una varilla, si ves que es necesario la añades después poco a poco. Debes conseguir una consistencia espesa, no demasiado para que puedas bañar los bizcochos fácilmente, pero tampoco muy líquida para que queden bien cubiertos. No te preocupes, no es difícil encontrar el punto medio.

Montaje de los lamingtons

  1. Corta el bizcocho en 16 cuadrados de unos 5 cm. de lado. Si quieres que te queden perfectos lo mejor es que cortes un poco los laterales y que iguales la parte de arriba del bizcocho con un cuchillo si fuera necesario. Después puedes utilizar una regla para medir los lados y hacer marcas antes de cortar para que te sirvan de guía.
  2. Con ayuda de dos tenedores sumerge cada cuadrado de bizcocho en la cobertura de chocolate y asegúrate de que quedan bien cubiertos por todos lados.
  3. Escurre un poco y rebózalos en el coco rallado.
  4. Ve dejando sobre una rejilla para que se vayan secando.

¡Hasta la próxima receta!

Pilar ♥

¡COMPARTE!

NO TE VAYAS SIN DEJAR UN COMENTARIO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

ÚLTIMOS POSTS

Descarga gratis mi ebook

Ir arriba