Crème brûlée | Versión sin horno

Crème brûlée

La crème brûlée, o crema quemada en español, es un postre tradicional de la repostería francesa bastante parecido a nuestra crema catalana. Básicamente se trata de una crema horneada al baño maría y con una capa de azúcar quemada en la superficie.

Es un postre muy rico,  fácil y rápido de preparar, con unos ingredientes muy sencillos, pero es una receta que necesita bastante tiempo de horno.

La buena noticia es que hoy te traigo una receta de crème brûlée sin horno que además está riquísima. Aunque no me importa encender el horno, de hecho lo enciendo casi a diario, se agradece tener versiones alternativas sin horno, como pasa también con este flan de huevo que se hace en olla rápida en 10 minutos.

Pero ahora vamos con la receta en vídeo de esta crème brûlée, después tienes la receta escrita.

 

Ingredientes:

  • 125 ml. de leche
  • 125 ml. de nata o crema de leche
  • 3 yemas de huevo
  • 40 g. de azúcar
  • 1 cdta. de esencia de vainilla
  • 2 hojas de gelatina neutra

Azúcar moreno para espolvorear por encima y quemar.

Elaboración:

Pon a calentar en un cazo la leche junto con la nata o crema de leche y la esencia de vainilla. Lleva a ebullición, retira del fuego y reserva.

Mezcla en un bol las yemas de huevo junto con el azúcar.

Vierte la mezcla de leche y nata infusionadas con vainilla a la mezcla de yemas, poco a poco a través de  un colador y sin dejar de remover. Devuelve de nuevo la mezcla al cazo a través del colador.

Pon a hidratar las hojas de gelatina en agua bien fría.

Lleva de nuevo el cazo al fuego y sin dejar de remover espera hasta que la crema alcance una temperatura de 82 º C. Lo ideal es utilizar un termómetro de cocina, pero si no tienes no te preocupes, la crema espesará ligeramente y cogerá un poco de cuerpo. Levanta un poco la espátula de silicona, o el utensilio con el que estés removiendo, pasa un dedo por el centro y si la crema no se junta y se mantiene el surco que has hecho con el dedo ya estará lista.

Retira del fuego y disuelve en la crema las hojas de gelatina hidratadas y escurridas.

Vierte la crema en los recipientes que hayas elegido, y lleva a la nevera un mínimo de dos horas.

Cuando la crema haya cuajado espolvorea azúcar moreno por la superficie y quema con un soplete de cocina.

Crema catalana

Si te gustan los postres fáciles y sin horno también te puede interesar esta panna cotta de arándanos saludable o este flan de queso con fresas.

¡Hasta pronto!

♥ Pilar ♥

¡COMPARTE!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp

NO TE VAYAS SIN DEJAR UN COMENTARIO

2 comentarios en “Crème brûlée | Versión sin horno”

  1. Sin palabras me dejas Pilar, mira que hay cosas ricas, pero es que este tipo de postres fresquitos entran solos, yo también soy de flanes, y todo este tipo de cremas, por fáciles y porque a la mayoría de los de casa, son los que más piden.
    Bonitas fotos, dan ganas de meter la cuchara.
    Besos

    1. Pilar Pau Sánchez

      Hola Concha, la verdad que este tipo de postres son muy apetecibles en cualquier momento, y además gustan a todos. Me alegro mucho de que te hayan gustado las fotos. Feliz semana, besos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ÚLTIMOS POSTS

Descarga gratis mi ebook

Ir arriba